We love LaChapelle.

2011.04.26

TEXTO LITERAL DE LA PUBLICACIÓN “24-k MAGAZINE”

ESCRITO POR EVA ROY.

DAVID LACHAPELLE: http://www.lachapellestudio.com/

Madonna, David Bowie, Kylie Minogue, Pamela Anderson, Kim Basinger, Drew Barrymore, Bjórk, Jim Carrey, Cameron Díaz, David Beckham… todo el que es alguien se ha dejado fotografiar por David LaChapelle o ha pagado lo que no está escrito para que le monte un set personalizado para conseguir un retrato único.

Recientemente se han emitido en España su documental Rize y Las cinco caras de David LaChapelle, y la editorial Taschen ha comercializado su espectacular libro Artists and Prostitutes, motivos suficientes para que le dediquemos unas páginas al osado y ambicioso fotógrafo, para muchos el mejor de los últimos diez años. La revista Photo, en sus ediciones francesa y americana, así lo afirma desde 1995. El mismísimo Helmut Newton, que no solía impresionarse por casi nada en lo que respecta a la fotografía actual, afirmaba en The New York Times: “Hay muchas imágenes pornográficas hechas por jóvenes hoy día… Y mucha desnudez es gratuita, pero hay alguien que me hace reír, y es David LaChapelle. Creo que su trabajo es brillante, muy divertido y bueno”. Y Richard Avedon, otro de los fotógrafos de los que habría que escribir con mayúsculas, dijo en su día que “de todos los fotógrafos que inventan imágenes surrealistas, es LaChapelle quien tiene el potencial de ser un genio del género”.

David LaChapelle ha trabajado como realizador de vídeos musicales memorables para grandes estrellas. Todas las Lolitas de la MTV lucen como top models gracias a su ojo misericorde y hábil. Recordaréis a Gwen Stefani, fabulada como pirata, o ese archipremiado It’s My Life que grabó para No Doubt, en el que ella se carga asu novio echando el secador de pelo en bañera, David ha posibilitado que Christina Aguilera pareciera fina en The Voice Within, para luego echarla a la calle en Can’t Hold Us Down y despelotarla en Dirrty. David LaChapelle vacila a la audiencia. Bueno, la sorprende. Por ejemplo, metiendo a una sencilla Norah Jones con look de principiante en un oscuro karaoke; o utilizando a Cristina Ricci en un espeluznante clip para Moby (ganador, con siete millones de votos, en los MTV Awards como mejor vídeo del año); o fabricando, a base de referencias cargadas de simbolismo, un fondo perfecto para los Dandy Warhols…

También Avril Lavigne lo contrató; Britney Spears se pone en sus manos siempre que puede; y J-Lo acudió a él para su vídeo I’m Glad (sí, ella quedó encantada de que a través de esta lente dé la impresión de que sabe incluso bailar). Pero se diría que es el icónico Elton John el que no da un paso sin él: LaChapelle se ha ocupado de sus clips desde los 90, y juntos presentaron en 2OO4 The Red Piano en el Caesar Palace, un espectáculo emblemático del que el fotógrafo-realizador asumió la dirección y la escenografía, y que fue el show más vendido de Las Vegas. En una ocasión se le preguntó si consideraba acertado ser calificado de “surrealista moderno”: “Sí, algo he oído. Que me llamen lo que quieran. Casi prefiero que me llamen surrealista moderno a otras cosas que me han llamado en mi vida”.

Para los que a veces se cuestionen si aún cabe ser mainstream y chic, la respuesta es sí. Complicado, pero sí, LaChapelle llega a ser el más comercial, el más chafardero y bizarro, con sus colores saturados, sus coreografías de matonas de barrio bajo, su afición a los planos sexy y su generosidad con los desnudos… pero siempre con una exquisita ironía burlona, con una teatralidad casi grotesca, una imaginación desbordante y cargada de un erotismo que cautiva. Un consejo: visita su página www.davidlachapelle.com y disfruta. Como siempre, una imagen vale más que lo que te puedan contar en mil palabras.

Ha dicho

LaChapelle considera que su mayor éxito es que alguien arranque una fotografía suya de una revista y la pegue en la nevera: “Ésos son hoy los museos”. “Reírse de casi todo es lo importante”, afirmaba en elpais.es.

Estos son algunos de sus comentarios: “Mi trabajo es la transformación de la fantasía en fotografía”. “Mis fotos tratan de escapar de la realidad tanto como sea posible. Los sueños deberían formar parte de nuestra vida cotidiana”. “Nunca quise ser famoso. Siempre he querido hacer fotos famosas”. “Mis fotografías son escapistas. Para mí la fotografía es fantasía”. “Todos llevamos un artista dentro. Le pregunto a la gente por la calle ‘¿qué teparece esto?’.  Siempre pregunto a la gente para colaborar”.

Artists and Prostitutes

Artists and Prostitutes (Editorial Taschen) es el deseado último libro de David LaChapelle, precedido de LaChapeile Land (Callaway, 1996) y Hotel LaChapelle (Callaway, 1999). En tamaño XL y con 688 páginas, traducido a inglés, francés y alemán, recopila las mejores fotos de su carrera junto con otras inéditas, en un volumen que promete ser el mejor y más completo del artista. Se trata de una edición limitada, de 2.500 copias en todo el mundo, numeradas y dedicadas por el propio David LaChapelle. Se vende con tapa dura, en una caja de pre-sentación forrada de tela (estuche 345 x 500 mm).

Rize

Consagrado como artista multimedia, el desembarco de David LaChapelle en la gran pantalla era sólo cuestión de tiempo. El 24 de junio de 2005 llegó Rize a las salas norteamericanas, su primera obra cinematográfica. Con formato documental, la película muestra un fenómeno de baile, el Krumping, surgido en las calles de South Central, Los Angeles. Esta revolucionaria forma de expresión artística nacida de la opresión se postula como una alternativa a las bandas y la delincuencia. La cinta explica la fascinante evolución del baile: presenta a Tommy Johnson (Tommy The Clown), que creó el Clowning como respuesta a las revueltas de Rodney King en 1992, así como a los chicos que desarrollaron el movimiento hasta llegar a lo que hoy se conoce como Krumping. Como previamente Arde París y Style Wars, Rize ilumina una comunidad entera, centrándose en una forma de arte como movimiento que los defenestrados han creado, ofreciendo un retrato íntimo y fresco de los chicos de South Central.

Biografía

David LaChapelle. Fotógrafo y realizador. Nace en Connecticut, Estados Unidos, el 11 de mazo de 1969. Mide 1,88m. Tiene dos hermanos, Sonja y Philip. Su madre, Helga LaChapelle, nunca se casó y fue a ella a quien David, con 6 años, disparó su primera foto. Fue durante unas vacaciones familiares en Puerto Rico: ella iba en bikini y sostenía una copa de Martini en el balcón. Desde entonces, David se obsesionó con la fotografía. Antes de trasladarse a Nueva York, cursó Bellas Artes en Carolina del Norte, estudios que continuó al unirse a la Liga de Arte Estudiantil y a la Escuela de Artes Visuales. Su primer trabajo, a los 19 años y siendo aún estudiante, llegó de la mano de Andy Warhol, y fue para la revista lnterview. Desde entonces, ha cosechado inmumerables premios y menciones, como la de American Photo que le coloca en el ranking de los Top Ten más imponantes en el mundo en fotografía. Le gusta leer libros de biografías. Es un icono gay. Ha hablado con naturalidad de su homosexualidad desde el comienzo de sucarrera. Desde 1987, sus retratos a celebridades aparecen en Details, Vanity Fair, The Face, Vogue, lnterview, I-D, Rolling Stone o GQ, entre otras. Entre los clientes publicitarios de LaChapelle hay que mencionar las recientes campañas multimedia de Campbell’s (la sopa, que a la top, a la Campbell, también la ha fotografiado, pero antes), H&M, Tommy Hilfiger, Burger King, L´Oréal, lceberg, Ecko, Diesel Jeans, Sirius, Ford, Sky Vodka o Nokia. Éstas las compagina con colaboraciones para televisión, en conocidas series como Perdidos y Mujeres Desesperadas, o en MTV. David también ha realizado numerosas portadas de CD para artistas como Macy Gray, Moby, No Doubt, Whitney Houston, Lil’ Kim, Elton John o Madonna.

one comment

  1. […] eterna cita fallida… ¿o no? Durante años, el fotógrafo David LaChapelle (Connecticut, EE UU, 1963) persiguió a Miachael Jackson. Sesiones concertadas, aplazadas, […]

Deja un comentario